Una grupo de orcos han desafiado a Sir Cecil a un Combate de Campeones. Bajo las reglas de la lucha, han presentado su propio Campeón, y el resto se ha retirado.

Es decir, han huído a la máxima velocidad que puede desarrollar un orco, y te han dejado a tí, Grindleguts, (el que estaba más borracho de todos) para experimentar los placeres de una Justa.

KNIGHT ORC es un juego con tres partes, y la primera no es más que un terreno en el que podéis tantear lo que os espera en las siguientes partes, en las que podréis usar hechizos, reclutar seguidores y/o escapar.

Para conseguir esto debes actuar como un orco, ¿ y cómo es realmente un orco ? De acuerdo con el manual, son bastante mordaces y de elevada estatura, algo chulos y con un apetito insaciable. También son bastante cobardes (a veces).

En pocas palabras, la filosofía de un orco se puede definir así : "Lo repugnante es bello". Esto se aprecia a través de todo el juego, y le da un mucho de humor.

Vamos con el objetivo de la primera parte. En ella debemos hacer una cuerda para cruzar el precipicio que nos separa de la Torre Cabeza de Orco, cuyo puente ha sido demolido.

Por lo tanto, te pones a buscar cualquier cosa que pueda unirse para crear una muy larga cuerda. Cosas como las drizas de algunas banderas, la polea de un pozo e incluso la ropa de un ermitaño puede servir para tu labor !

Todo el condado está repleto de tesoros, que no son tu objetivo en este juego, excepto para distraer a la población local de su sed de sangre orca. Algunos de los más distinguidos caza-orcos son Boadicea, Odin, Muscleman, The Liquidiser, Kris y Denzyl. Mejor no encontrárselos.

El movimiento por el juego, además de las consabidas órdenes direccionales, incluye una interesante opción. Por ejemplo, si le dices GO TO CASTLE, irás directamente hacia allí. Esto no funcionará si no has pasado al menos una vez por el castillo, o si encuentras algún obstáculo en el camino.

En la segunda parte, las cosas se hacen todavía más extrañas debido a la coexistencia de dos mundos paralelos, el antiguo y el moderno, bastante similares entre sí.

Junto con el juego, se entrega un manual de 36 páginas que incluye instrucciones completas y una novela, como viene siendo habitual.

No es imprescindible leerse la novela para poder jugar, pero dá una serie de detalles útiles, sobre todo acerca de cómo empezar a jugar y descripciones de los personajes. De todos modos, la lectura de "The Sign of the Orc" es muy amena.

Esta es una aventura que no se parece a ninguna que hayas probado anteriormente.

Programa: KNIGHT ORC
Casa: Rainbird
Autor: Level 9