EL MUNDO DE WARHAMMER FANTASY (KAOS & CIA)

Por... Kutu

Como os dije en el número anterior, voy a tratar el tema de los diferentes aspectos del Kaos en el mundo de Warhammer. Primero vamos a dividirlos segun sus tendencias:

Khorne; adoran a un dios sangriento, siempre ávido de sangre y al cual deben de dar regularmente sacrificios sangrientos, cuanto mas sangrientos mejor (como véis son de ideas fijas, sangre, lucha y muerte, nada mas). Slanes; adoran el vicio, la depravación en todas sus formas y maneras, inclusive las sexuales. Son enemigos acérrimos de los seguidores del Khorne, porque los de Slanes intentar mantener la vida el mayor tiempo posible para disfrutar de ésta. Nurgle; adoran la putrefacción y las enfermedades en todas sus formas y maneras, para ellos es normal estar cubiertos de gusanos y granos de pus, es su forma de adorar a su dios. Son divertidos y difíciles de matar. Citchen; son los adoradores del cambio, aman con locura a todo lo que es diferente, colores raros, cabezas de cabra, etc. Tienen un dios que les da mucha magia y son los mas poderosos en ese campo.

Aparte de estos cuatro poderes hay un quinto denominado Kaos undividido, en el cual pueden englobarse todos los caóticos que se quiera aún siendo de diferentes grupos que no se puedan ver ni en pintura. Veamos ahora un más detallado análisis de los diferentes grupos:

KHORNE.- Como ya he dicho anteriormente, su único cariño es la sangre, sólo viven para matar, ya sean enemigos, aliados o servidores, pero, inapelablemente cada lapso de tiempo tienen que efectuar su rito sangriento y mortífero. No pueden usar magia de ningun estilo, tienen que tener una apariencia lo mas salvaje posible y hasta sus colores son limitados al negro y al rojo (sangre por supuesto), con algunas concesiones de plata y oro. Sus reglas son muy duras, pero en cuestión de matar son únicos.

SLANES.- ¡Viva la lujuria, la perversión, las pasiones desatadas y el sadomasoquismo a ultranza! Para los seguidores de este tipo de kaos el placer está por encima de todas las cosas. No pueden acercarse a los del Khorne y a los demás los dejan acercarse siempre y cuando no se metan con ellos ni interrumpan ni molesten a los que estan adorando a su dios, es de norma adquirida que el que se acerque a ellos tome parte en sus celebraciones sin excusa de ningun tipo. Son pendencieros pero poco.

NURGLE.- Enfermedades, pústulas, montones de moscas, excrementos y otras delicias del mismo tipo forman el reino del Nurgle. Sus colores predilectos son el verde putrefacto, el azul violáceo de los moretones, el marrón de los desperdicios, etc, en una palabra ¡¡asquerosidad!!. Por supuesto los que pertenecen a ese caos son favorecidos por poseer enfermedades a go-go, no sentirse molestos por los olores y encontrarse como en casa en medio de un estercolero. Sus sistemas de captación de nuevos adeptos va por la vía de la contaminación, en su mas puro y firme sentido.

CITCHEN.- Son los más mejores mucho poseedores de magia. Cambian por el placer de cambiar a todo y a todos. Les gustan los colores vivos y atractivos, sus monstruos predilectos van de rosa y de azul (unos de rosa y otros de azul, no de rosa y azul mezclados, ¿eh?). Siempre han habido clases, inclusive entre los diablos. Son, muchas veces, pasotas de cuidado, si no te metes con ellos, se mantienen aparte y no intentan involucrarse en tus rollos, viven su vida y dejan vivir a los demás, aunque intentar cambiar un poco las cosas y no siempre los cambios son del agrado del que los recibe.

Los nombres de los diferentes caos estan ligeramente cambiados, me explico, algunos de ellos son inpronunciables y lo que he representado en palabras son, aproximadamente, como suenan en realidad. No voy a acabar este artículo sin hablar del ultimo caos, el undividido; este puede unir bajo sus banderas a cualquier grupo de caóticos y hacerlos luchar como si siempre hubieran sido amigos. Lo malo ocurre si el general en jefe del caos undividido muere en la batalla y tiene elementos de caos enemigos entre sus filas, entonces la batalla degenera en enfrentamientos de los caóticos contra los otros caóticos, mientras el enemigo espera alegremente para arremeter contra los que queden para lograr exterminarlos.

Este mundo es sumamente complejo y difícil de comprender, abarca dos libros de respetable tamaño y en inglés, por lo que es posible que me haya dejado muchas cosas en el tintero, soy un poco caótico y cometo errores. Para los que se hayan dado cuenta, "mas mejores muchos" es una incorrección total pero queda reflejada de una forma caótica lo que quería decir.

Desde el valle de la sangre, la lujuria, la enfermedad y el cambio se despide vuestro caótico predilecto.